Cómo proteger a tu hijo del sol - Arte y Armonía escuela de música

Tenemos un país privilegiado, con una amplia variedad de climas y paisajes hermosos, para visitar en vacaciones y en feriados.

Y justamente para estos meses de temporada, las familias viajan constantemente a la playa, para disfrutar de la arena, del mar y la rica gastronomía de la costa.

Los niños revisan que estén todos sus juguetes de playa en la maleta, para poderse divertir haciendo castillos de arena y llevan además sus flotadores, para nadar en el mar.

Los chicos están pendientes de la diversión. Pero tú, como padre responsable, también estás atento a los cuidados durante los días de playa.

Y uno muy importante es proteger a tus niños del sol, cuyos efectos se sienten con mayor intensidad en la costa ecuatoriana.

Toma en cuenta que esto no solamente sucede en la playa, sino que también en la ciudad la temperatura se eleva y para paliar los efectos del calor las familias van a la piscina.

Entonces quiero aprovechar la ocasión para que consideres estos consejos, que pueden servirte para cuidar a tus pequeños mientras se divierten bajo los rayos solares.

Así evitarás tener inconvenientes luego, como las molestas quemaduras por demasiada exposición al sol.

Protégelos del sol con una sombrilla, o carpa

Llevar un parasol, o una carpa (si tu familia es grande), sirve de gran ayuda cuando visitas la playa.

Esto evita que los rayos solares afecten directamente la piel mientras todos descansan en la arena.

Incluso el resplandor que parece inofensivo, es causante de dolorosas quemaduras cuando no se lo toma en cuenta.

Para eso mismo está la sombrilla; así que nunca la dejes en casa.

Otro punto importante es fijarse siempre donde está la sombra, ya que esta se mueve según la hora del día.

Presta atención a este detalle y pídele a tus niños que se ubiquen en ella.

Recuerda que estar bajo una carpa no siempre significa que no les dé el sol.

Y por supuesto, no olvides ponerles gorra a tus niños. Esta protección extra es ideal para cuidar su delicado rostro de quemaduras.

Aplícale bloqueador solar

Los adultos normalmente buscan un buen bronceado. Pero cuando se trata de los niños, es todo lo contrario.

Ellos necesitan una buena protección solar, ya que tienen la piel delicada.

Así que debes empezar por contar con un bloqueador solar adecuado para ellos.

Es recomendable que uses el factor de protección 50. Este siempre viene marcado en el frasco y es el ideal para la piel de los niños.

El envase suele venir incluso con diseños infantiles, así que es fácil de reconocer al momento de comprarlo.

Para hacer buen uso del bloqueador solar es indispensable aplicárselo en la piel a tus niños antes de ir a la playa.

Lo recomendable es de 1 a 2 horas antes, así se absorberá con tiempo e incluso desde el camino, irán protegidos.

Muchos bloqueadores solares son a prueba de agua, sin embargo, no olvides que eventualmente con el juego y el sudor, terminan por desvanecerse.

Así que lo mejor es realizar varias aplicaciones, según la cantidad de horas que permanezcan en la playa.

Hazlo especialmente luego de que salen del mar y los seques con una toalla.

Usa una buena marca de bloqueador y siempre (¡siempre!) revisa la fecha de caducidad del producto antes de comprarlo, o aplicarlo a tus niños.

En este tema no vale la pena arriesgarse a usar productos caducados, ni baratos.

Recuerda, lo mejor es prevenir posibles reacciones alérgicas y molestias por no usar el producto idóneo.

Que utilice ropa adecuada

Este punto es muy importante, ya que proporciona protección extra a los chicos.

Lo ideal es que los niños, además de usar su trajecito de baño, lleven una camiseta, para cubrirles la espalda y los brazos.

Algunos trajes de baño para niños, incluso, ya vienen con la camiseta con mangas largas, como si fuera un traje de surfista.

Estos son los mejores para cubrirlos del sol y además resultan más cómodos para ellos.

Obviamente, es preciso también controlar el tiempo de exposición al sol.

A pesar de que tengan ropa adecuada y estén usando bloqueador solar, si pasan demasiadas horas en el mar, corren el riesgo de quemarse la cara.

Por eso es importante cuidar cuánto tiempo permanecen en el mar.

Puedes controlar que alternen de sitio: un momento en el mar y otro, bajo el parasol.

Recuerda que el mejor momento para tomar sol es temprano en la mañana, o al final de la tarde; evita siempre que tus niños reciban sol al mediodía, porque es más intenso y nocivo.​

Así cuidarás mejor su piel y también podrás evaluar cuándo es el momento para retirarse de la playa.

Hidratarse durante el día

No importa el sitio: en la ciudad, en la piscina, en la playa. Si el lugar donde estás con tu familia es de clima tropical, tomar agua es indispensable.

El calor hace que sudemos constantemente, por lo que tenemos que compensar esa pérdida de agua para cuidar nuestro organismo.

Puede que pensemos que por estar en una piscina no nos vamos a deshidratar.

O que si solo estamos sentados en una silla, viendo el mar, tampoco vamos a perder líquidos.

Pero la transpiración es algo que no podemos controlar, así que debemos tomar agua regularmente, aunque no tengamos sed.

Este líquido vital es el que regula todas las funciones en nuestro organismo y además mantiene la piel saludable.

Así que procura llevar suficientes líquidos a la playa, para cuidar la salud de toda la familia.

Recuerda que debes ingerir mínimo 1,5 litros de agua al día. Y más en el caso de que realices actividad física.

Espero que estos consejos te sean útiles para cuidar a tus pequeños del sol durante la época de calor.

En Arte & Armonía también nos interesamos por brindar a los papis de nuestros alumnos tips como estos y demás temas de interés familiar.

¿Quieres pertenecer a nuestra gran familia?

Solo reserva una Prueba de Talento. Es GRATIS y con esta guía te ayudaremos a escoger el instrumento musical adecuado para tu niño.

¿Te gusta lo que leíste? Compártelo con amigos
María Fernanda de Farfán

Ma. Fernanda es Relacionista Pública de Arte & Armonía, Escuela de Música. Es la encargada de producir contenidos comunicacionales internos y externos para la escuela y gestionar alianzas publicitarias para eventos.

Click Here to Leave a Comment Below