A los adultos, la tecnología nos ha facilitado la vida en muchos ámbitos: podemos estar en contacto con familia y amigos que viven en lugares lejanos; estar siempre informados de lo que sucede en el país y alrededor del mundo.

​Nos permite conocer e intercambiar criterios con personas con gustos y actividades afines a las nuestras, etc.

​En resumen, nos permite estar conectados en todo momento.

​Pero…

​¿Qué sucede cuando nos conectamos demasiado en la red y nos desconectamos de nuestra realidad?

​La consecuencia de permanecer mucho tiempo en esa burbuja virtual es que, lamentablemente, se va perdiendo esa conexión con nuestros seres queridos más cercanos.

​Y en el caso de quienes son padres, se va diluyendo la comunicación directa, afectiva y de calidad con sus hijos.

​“Huérfanos digitales”, niños desplazados por la tecnología

Muchos padres admiten que la tecnología absorbe buena parte de su tiempo.

​Entre la actualización del estado en Facebook, la foto de la actividad en Instagram, la lectura de los tuits entorno a una tendencia y los mensajes de WhatsApp del trabajo, el grupo de padres de la escuela, entre otros, el día se les pasa volando.

Cuando esto se vuelve un hábito, empiezan a aparecer los denominados “huérfanos digitales”, calificativo que se les da a los hijos que cuentan cada vez con menos atención de sus padres, por estar más pendientes del teléfono móvil, la tableta, o la computadora.

Son niños que pueden contar con la presencia física de sus padres, sin embargo, no gozan de la completa atención, la disponibilidad, ni la cercanía que requieren de ellos, en la mayoría de ocasiones.

​Esto ocurre cuando los adultos empiezan a distraerse con mayor frecuencia con el contenido virtual, ya que lo ven como una fuente de entretenimiento inmediato. 

En algunos casos, puede surgir frente a una necesidad de escapar por un momento de las preocupaciones, del estrés y de ciertas responsabilidades de la vida real.

Claro que hay un momento para la distracción personal; eso es natural y no deja de ser importante.

Sin embargo, cuando esta costumbre repercute en la relación de los papis con sus niños, es hora de hacer una pausa, analizar  la situación y hacer correcciones de inmediato.

​¿Qué siente un niño cuando no tiene la atención de sus padres?

​Es común que mamá y papá trabajen y lleguen estresados a casa. Pero hay que tomar en cuenta que es momento de dejar los asuntos de la oficina, en la oficina y compartir en familia.

En el hogar, algunos padres cuentan con ayuda de los abuelos, o de alguien más para vigilar a los niños mientras ellos trabajan.

Sin embargo, no hay que confundirse: una cosa es vigilar y la otra es educar. Esta última tarea es plena responsabilidad de los papis. 

Entonces, ¿qué sucede cuando un niño, ansioso por ver a sus papis después de un largo día, se siente desplazado por la computadora, o el celular?

  • Siente que no es lo suficientemente importante para sus padres.
  • Se siente abandonado.
  • Siente frustración al no contar con la atención de sus papis.
  • Su autoestima disminuye considerablemente.
  • Disminuye la confianza para comunicarse con sus padres, por el temor al rechazo.
  • Si también cuentan con algún dispositivo (celular, tableta), comienzan a imitar la misma conducta  de sus padres.
  • Falta de muestras de cariño y apego hacia sus papás.
  • Timidez.
  • Afectación en el rendimiento escolar.
  • En caso de tener el acceso a dispositivos, búsqueda de relaciones virtuales.

¿Cómo prevenir esta situación?

​Para empezar, te invito a hacerte las siguientes preguntas:

1.- ​Cuando estoy en casa, ¿qué tan pendiente estoy de mi celular, la Tablet, la computadora, o la televisión, en lugar de mi hijo?

2.- ​Descartando una interrupción de tu niño (que sabemos que no lo debe hacer), ¿has llegado al punto de que tu hijo prácticamente grita para llamar tu atención y despegarte del celular?

3.- Estando en la misma casa, ¿tu hijo ha optado por escribirte ​al WhatsApp para comunicarse contigo? 

Si en al menos 2 de los 3 escenarios, tu niño tuvo dificultades para conseguir tu atención, es necesario meditar qué tanto tiempo dedicamos a la tecnología y cuánto compartimos con nuestros seres queridos.

¿Qué se puede hacer, entonces, para tratar de llegar a un equilibrio?

  • Puedes poner en silencio los grupos de WhatsApp, para que no te veas tentada a revisar el celular por cada notificación que llegue.
  • Si quieres desconectarte por completo y estar más disponible en casa, puedes desactivar la Internet de tus dispositivos, así el número de distracciones que puedan reducir el tiempo de calidad con tu niño disminuirán.
  • Programa entre semana alguna actividad sencilla de relax e integración familiar: lectura de un cuento, armar un rompecabezas, algún juego divertido, una caminata corta por el vecindario, etc.

​Estas actividades pueden incentivar la comunicación y la confianza con tu niño, mientras se divierten juntos.

  • Comparte más en familia. La hora de la comida es ideal para conversar sin interrupciones y amenamente de cómo les fue en el día.

Pueden tener, en otro rincón de la casa, una canasta donde depositar los celulares o la tableta, en modo silencio, antes de sentarse a la mesa.

​Recuerda que haciendo pequeños cambios podrás disfrutar de más tiempo de calidad con tu hijo.

​Y sobre todo, disfrutarán de una relación en la que prime la comunicación, la confianza y el apego, tan importantes para el desarrollo integral de tu niño.

​En Arte & Armonía siempre nos interesamos por brindar a los papis de nuestros alumnos recomendaciones como estas y de otros temas de interés familiar.

​¿Quieres formar parte de nuestra comunidad musical?

​Solo llama a cualquiera de nuestras sucursales: Urdesa, vía a la costa, vía Samborondón, La Aurora, o Manta y reserva una Prueba de Talento.

​Es GRATIS y con ella te ayudaremos a elegir el instrumento musical ideal para tu niño.

¿Te gusta lo que leíste? Compártelo con amigos
María Fernanda de Farfán

Ma. Fernanda es Relacionista Pública de Arte & Armonía, Escuela de Música. Es la encargada de producir contenidos comunicacionales internos y externos para la escuela y gestionar alianzas publicitarias para eventos.

Click Here to Leave a Comment Below